Avisar de contenido inadecuado

El peso de la historia ( Cuento)

{
}
  •      Llovía sobre Buenos Aires. Encontrar un taxi no fue tan simple como pensaba. Carla esperó unos diez minutos bajo la lluvia antes de que apareciera uno. Tuvo ganas de volverse pero tenía que entregar su crítica al día siguiente.
  •      Se sintió aliviada al comprobar que había poca gente en el Centro de Exposiciones, caminó por los pasillos largos y con sus paredes blancas hasta llegar a la sala en la cual exponía el pintor Arcona. Preparó su cuaderno de apuntes y se puso a observar los cuadros con mirada profesional; uno de ellos en especial atrapó su atención. Lo miró con curiosidad, no era el estilo de Arcona, por las dudas consultó el catálogo, no había mención de ese cuadro. Se quedó pensativa. La  pintura reproducía un convento con una puerta  de roble semiabierta, se veían las espaldas de dos monjas que arrastraban a una casi niña hacia el interior, su cara estaba congelada en una máscara de furia y miedo.   Se sorprendió al descubrir el título de la obra. Estaba fuera de línea, decía:  "Autor Desconocido, se cree que fue pintado entre 1870-1873". Ese cuadro no debería estar expuesto en esa sala, sin duda era una equivocación.
  •   Quiso seguir el recorrido pero apenas si había avanzado unos metros cuando no pudo evitar volver atrás. Se quedó parada frente a esa pintura inquietante. Al cabo de un rato sintió calor. Pensó que la humedad del ambiente la estaba agobiando. Abandonó la sala y salió a un patio con palmeras. Había dejado de llover y el aire fresco la reconfortó.
  •     El patio estaba desierto, las palmeras trazaban sombras sobre los adoquines. Los altos muros pintados de ocre y la recova eran parte del antiguo convento. Fue en busca de la placa de bronce que homenajeaba la entrega de los antiguos claustros. Leyó  "1869- 1969 La ciudad a las Hijas de la Caridad Francesas".
  •    Trató de imaginarse cómo había sido la vida en ese lugar, hoy convertido en sala de exposiciones. Tomó asiento y encendió un cigarrillo.
  •    Cuando se iba a levantar, oyó un sonido tenue de pisadas, giró la cabeza y vio una monja correr hacia una puerta, atravesarla ydesaparecer. Intrigada, Carla se dirigió hacia allí. Necesitaba comprobar si aún subsistían los claustros aunque deshabitados.
  •    La galería era larguísima y concluía ante esa puerta enorme de roble deteriorada, pero aún firme  como para resistir incólume todos los intentos de ella para abrirla. Tras arduos esfuerzos comprobó la inutilidad de su propósito y ya regresaba por el mismo corredor, cuando escuchó un ruido a sus espaldas que no podía provenir  de otra fuente que no fuese el movimiento de apertura de esa puerta.
  •    Se dio vuelta y quedó sorprendida ante la presencia que estaba frente a ella. Era una niña enfundada en un hábito de monja. Lloraba, en su mano tenía una cicatriz en forma de medialuna, cubría parte de su cara y la otra la extendía hacia ella queriendo tocarla. Sintió por unos instantes que le tomaba la mano con delicadeza, el contacto era cálido y suave. Le pareció escuchar que le decía: Liberté. Luego la mano se deslizó de la suya, al tiempo que la aparición se desvanecía.
  •    Sofocada, se dio vuelta para encontrar a otras personas, pero no había nadie. El pánico le impidió cualquier intento de razonamiento en procura de alguna explicación a lo que había presenciado. Miró alrededor de las palmeras  buscando un lugar donde sentarse y recapitular. Se pasó una mano mojada por la frente y supo que tenía fiebre. La acosaba una fatiga enorme,  a pesar de eso, se puso de pie y cuidando de no volver la mirada hacia la sala del cuadro salió a la calle. El calor le secaba la boca, para aliviar esa sensación entró en un bar. No podía pedir simplemente agua. Se sentó a una mesa y cuando el mozo se acercó le dijo:
  • -- Un café y agua.
  • -- Enseguida, Hermana.

  ISBN:987-554-000-5

{
}
{
}

Deja tu comentario El peso de la historia ( Cuento)

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.