Avisar de contenido inadecuado

Del Libro Dos Boletos Para El Autobus en El blog de Liliana Arendar

8/09/2008

Recuerdos ( Cuento )

     Tal vez sólo a usted le interese la historia de sus vidas, porque los conoció. Como sabe, no tuvieron hijos y ya no les quedaba familia. Siempre conservaron los mismos hábitos. Había un montón de complicidades entre ellos y se comprendían a medias palabras. Pasaron juntos una larga vida con risas, lágrimas, abrazos, confesiones, silencios. A veces me parece que el tiempo no ha...

7/04/2008

En la villa del Lago ( Cuento )

     Siempre existe un único momento decisivo cuando, si se sigue adelante, uno puede alterar su propio destino. Si hubiera elegido girar a la izquierda en vez de a la derecha o incluso mantener la dirección, todo habría resultado diferente. Si hubiese adivinado adónde me conducía, sin duda habría tomado otro rumbo o, en la ausencia de esa alternativa, hubiese asumido otra actitud.    ...

16/03/2008

Futuro ( Cuento )

    En una época yo disfrutaba del dormir y solía despertarme cuando la luna llegaba hasta mi cuarto. Emitía un reflejo sobre un cristal que tengo sobre la cómoda.      Desde hacía mucho soñaba lo mismo, pero por suerte eso no ocurre más. Cuando llegaba la hora de irme a dormir comenzaba mi sufrimiento. Deambulaba por el departamento, encendía la televisión a todo volumen, tomaba las...

11/03/2008

El peso de la historia ( Cuento)

     Llovía sobre Buenos Aires. Encontrar un taxi no fue tan simple como pensaba. Carla esperó unos diez minutos bajo la lluvia antes de que apareciera uno. Tuvo ganas de volverse pero tenía que entregar su crítica al día siguiente.      Se sintió aliviada al comprobar que había poca gente en el Centro de Exposiciones, caminó por los pasillos largos y con sus paredes blancas hasta llegar a...

23/02/2008

El señor Morkoff y los tipógrafos ( Cuento de Liliana Arendar)

              "Durante la revolución de 1905 en Rusia los obreros de   Moscú  se     declararon en huelga porque los patrones se negaban a incluír en el salario los signos de puntuación"

Henri Troyat

 

     Agonizaba el propietario del diario más importante de Moscú. Su vida opulenta estaba rodeada de relaciones que lo fastidiaban y aburrían. Era para él...